lunes, 17 de junio de 2013

Lamington


Si, otro postre, que raro en mi, verdad ? 
Os presento un bocado de Australia, los Lamington, unos pastelitos de bizcocho, cubiertos de chocolate y coco. La mayoría de la veces van rellenos o rebozados en mermelada o crema. Es frecuente encontrarlos en cafés, pastelerías y supermercados de Australia. En Nueva Zelanda es más común rellenarlos de mermelada de frambuesa o albaricoque, mientras que en Australia es más común el relleno con mermelada de limón.
Al parecer su origen se remonta a 1902, cuando aparece la primera receta escrita. Se cree que se llaman así en honor de Lord Lamington un exgobernador de Queensland, porque se parecen a los sombreros que solía llevar, otros dicen que el nombre viene de un pueblo de Escocia. Sea cual sea su origen, es un bocado buenísimo y delicioso, ideal para servir en una ocasión especial y todos los días lo son, todo un lujo.
Al día siguiente de hacerlos están mejor, porque el bizcocho está más húmedo y jugoso. Yo lo he hecho de las dos formas, rellenos de mermelada y rebozados y la primera es más sencilla.
Para que los lamington estén buenos, el bizcocho tiene que ser también muy bueno y un bizcocho genovés lo es, pero los podéis hacer con otra receta de bizcocho. Este es el básico para tartas, ideal para rellenar, está muy esponjoso y con un sabor a huevo delicioso.




Ingredientes

Para el bizcocho genovés
-         4 huevos.
-         120 gr de azúcar.
-         120 gr de harina.
Para la cobertura
-         50 gr de cacao en polvo.
-         200 gr de azúcar glas.
-         100 ml de agua.
-         25 gr de mantequilla.
-         Unas gotas de esencia de vainilla.
-         Mermelada de albaricoque, frambuesa o limón.
-         150 gr de coco rallado.


Precalentar el horno a 180ºC.
Con unas varillas eléctricas batimos los huevos y el azúcar durante 5 o 6 minutos, hasta que tengamos una masa muy muy esponjosa.
Tamizamos la harina 2 veces y la incorporamos a los huevos y el azúcar, mezclando todo con una espátula y  movimientos suaves.
Engrasamos un molde alargado (le podemos poner en la base papel de horno, para garantizar que desmolde bien) y lo llenamos con la masa, horneamos 30 minutos. Sacamos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla.
Mezclamos el cacao y el azúcar glass, le añadimos el agua hirviendo, la mantequilla y las gotas de vainilla y mezclamos hasta que todo esté disuelto y bien mezclado.
Calentamos la mermelada con un pelín de agua.
Hacemos el bizcocho cuadrados pequeños, los pasamos por la mermelada y los ponemos sobre una rejilla para que suelten el exceso y se oreen un poco, después los pasamos por el chocolate y hacemos lo mismo, los dejamos orear un poco y finalmente los pasamos por el coco.
La otra forma es mas fácil, partimos cada cuadrado por la mitad, le ponemos mermelada dentro, pasamos por el chocolate, dejamos secar un poco y después pasamos por el coco, y ya tenemos listos nuestros lamington.
Reservar en el frigo.




Bizcocho genovés



 ¡ Buen provecho !

3 comentarios:

  1. Mria José que delicia, te han quedado con una pinta......ummm. Recuerdo que una vez los hice y nos encantaron, gracias por recordarmelos. Besos y feliz semana.

    ResponderEliminar
  2. Ummmmm y yo sin nada para merendar. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Deben estar riquisimos, que buena pinta tienen.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita, por tu tiempo y sobre todo gracias por tus comentarios. Me gusta leer tus palabras, me animan a seguir adelante.
No participo en cadenas de premios, el mejor premio es tu visita y tus comentarios. Gracias por pensar en mi y gracias por estar ahí.
Si quieres contactar conmigo aquí tienes mi correo, te responderé encantada mafefa63@gmail.com